Presentación Harley-Davidson Livewire


Harley-Davidson-LiveWire-BCN-1

La Livewire introduce a Harley-Davidson de lleno en el siglo XXI. La revolución eléctrica se abre paso y H-D es la primera de las grandes marcas que pone en la calle una moto eléctrica. Las primeras Livewire se pudieron reservar en España hace meses y dentro de poco las estarán disfrutando sus primeros dueños.

La presentación a la prensa europea del motor fue en la ciudad de Barcelona a mediados de diciembre. De momento solo hay dos concesionarios que vendan la Livewire en España, Makinostra (Madrid) y Harley-Davidson Barcelona. Su precio tampoco está al alcance de todos, 33.700 euros de tarifa, pero apunta a que se va a convertir en un modelo de colección y los va a merecer también en el futuro.

Harley-Davidson-LiveWire-BCN-2El salto entre la Livewire y cualquier otra Harley-Davidson es contundente y parece una moto completamente ajena a la marca. Es una moto eléctrica con una estética entre naked y custom, con una postura de conducción naked y una capacidad de aceleración que recuerda a algunas superbike. En menos de 3 segundos alcanza los 100 km/h con un giro de puño derecho. Acelera como una exhalación, pero las múltiples ayudas electrónicas logran que sea una moto dócil.

La suspensión está firmada por Showa, horquilla invertida con barras de 43 mm y monoamortiguador trasero. Da una sensación de andar plano y estable, aunque al límite nos recuerda que no es una superbike. Los frenos tienen un buen mordiente, vienen de la casa de Brembo, y complementan a la frenada regenerativa que actúa por encima de los 15 km/h.

Es una moto un poco pesada, 250 kg, pero su manejo no se hace aparatoso más que a muy baja velocidad. Un jinete de 1,7 metros puede llegar al suelo con ambos pies y apoyar con firmeza para maniobrar, y sin una mecánica que proporcione calor. En marcha, como las masas están bien centradas y cercanas al suelo, se siente como más ligera. Se puede usar perfectamente para el día a día, pero con la ventaja de que su autonomía aumenta en estas circunstancias, al revés que una moto de gasolina con un constante arranca y para.
Harley-Davidson-LiveWire-BCN-3 
En carretera la autonomía se puede quedar un poco justa viajando o saliendo de ruta, 150 km es una buena cifra en estas condiciones. Si se enchufa en cualquier sitio puede recargar 20 km de autonomía por hora en caso de apuro. En el mejor caso se puede cargar por completo en una hora en una estación de carga rápida DC (DCFC). Harley-Davidson va a trabajar para que la red de recarga crezca más allá de sus concesionarios de Madrid y Barcelona.

La Livewire proporciona al motorista del mañana unas sensaciones intensas, no como una cruiser con motor V2, pero totalmente dignas de una primera marca y acordes con los tiempos que vivimos actualmente (y que vendrán).

También te puede interesar

0 comentarios

Artículos más recientes