2018 terminó con menos fallecidos y heridos en carretera que en 2017

Siniestralidad-vial-2018

A pesar de que las perspectivas no eran muy favorables durante el verano por un repunte de la siniestralidad, las cifras se contuvieron en los últimos meses del año. En total, hubo 1.072 accidentes mortales en vías interurbanas, según los datos provisionales proporcionados por la Dirección General de Tráfico.

El balance de víctimas a 24 horas es de 1.180 fallecidos, 18 menos o un 1,5% menos que el año anterior, y 4.515 personas hospitalizadas -heridos graves-, un descenso del 7,6%. Durante 2018 aumentó el censo de conductores, de vehículos, y también el número de desplazamientos. En el último lustro se mantiene estable el número de fallecidos diarios entre 3,1 y 3,3.

En moto se contabilizaron 211 fallecidos, de los cuales solo 7 no usaban casco. Con todo, la siniestralidad de los moteros descendió un 12,8%, ya que en 2017 fueron 242 víctimas mortales, el peor dato de esta década. Si comparamos con 2012, han sido 25 víctimas más.

En ciclomotor se han contabilizado 30 víctimas mortales, el peor dato desde 2012. Una fracción relevante de las víctimas no usaba casco, 5 personas. No solo es que sea obligatorio, el casco es un seguro de vida para el motorista. Aunque sirve cualquier casco homologado, la protección que proporcionan depende de varios factores, como la parte de la cabeza que cubren -siendo los integrales y modulares los más seguros- y la calidad de sus materiales.

La mayoría de los accidentes mortales se dan en las vías de la red secundaria, el 74%, donde las causas de accidente típicas son la salida de vía (40%) y el choque frontal (27%). Pese a todo, la siniestralidad en este tipo de vías se redujo un 4,5% respecto al año anterior, mientras que ha aumentado en autovías y autopistas un 8,2%. La DGT no ha proporcionado este año datos sobre presencia de alcohol y drogas detrás de los accidentes.

También te puede interesar

0 comentarios