La Honda Super Cub vuelve a Europa

HONDA_SUPER_CUB_C125_PORTADA

Esta motocicleta apenas ha cambiado su diseño en 60 años, es un icono de la automoción -el vehículo a motor más vendido de la historia- y se puede encontrar en 160 países. Más de 100 millones de unidades de Super Cub vendidas suponen un aval que no puede presentar cualquiera. Honda acaba de presentar su última evolución, Super Cub C125.

HONDA_SUPER_CUB_C125_RUEDALa base parte de la Super Cub C110, de motor más pequeño y menor potencia. El propulsor monocilíndro SOHC con inyección de gasolina de la C125 eroga casi 10 CV a 7.500 RPM y un par máximo de 10,4 Nm a 5.000 RPM. Se caracteriza por un consumo de gasolina ridículo, apenas 1,5 l/100 km en ciclo WMTC, con un depósito que se llena con menos de 5 euros (3,7 litros).

Conserva respecto a sus predecesoras la facilidad de conducción, con un cambio de cuatro marchas con embrague centrífugo automático, no tiene maneta de embrague. El chasis de espina de pescado realizado en acero se ha reforzado para adaptarse al nuevo motor. Pese a todo, apenas supera los 100 kg sobre la báscula, es una moto muy ligera.

Honda ha realizado diversos cambios para aumentar la calidad percibida y reducir las vibraciones de los órganos mecánicos. No solo eso, la suspensión cuenta con un mayor recorrido, 100 mm (+10) para la horquilla telescópica delantera y 84 mm (+19) para los dos amortiguadores posteriores. Las llantas son de fundición de aluminio y 17 pulgadas, que aportan estabilidad y precisión en la dirección.

Para aumentar la comodidad del conductor, el asiento de espuma de uretano de alta densidad tiene un mayor grosor, y los bordes delanteros del asiento se han recortado para llegar con más facilidad al suelo al detener la marcha. El equipo de frenos combina freno delantero de disco de 220 mm, tambor trasero de 130 mm y ABS de un canal.

HONDA_SUPER_CUB_C125_FRONTALOtras soluciones que adopta la nueva Super Cub son la iluminación a base de ledes y la llave “Smart Key”, que se deja en el bolsillo y el conductor se olvida de ella. La instrumentación se compone de velocímetro analógico, luces indicadoras y una pequeña pantalla digital. No dispone de ningún espacio de almacenamiento ni tomas de corriente para recargar el teléfono móvil.

La Honda Super Cub C125 estará disponible en dos tonos de pintura, Azul Niltava Perlado y Rojo Nebula Perlado. Se podrán hacer pedidos en el último trimestre del año.

También te puede interesar

0 comentarios

Google+